Disfuncion erectil
Medicamentos
Productos de alta
calidad solamente!
Mejor
precio
Horas Laborales 09:00 - 17:00
Teléfono de España:
Teléfono internacional:

Qué es la próstata, función y cómo prevenir la inflamación de la glándula

A mediados de septiembre, Europa celebra el Día Europeo de Salud Prostática, exactamente el día 15 y cada año. Busca sensibilizar al hombre de los dilemas que esta puede arrojar, que van más allá de problemas al orinar, para que acuda al médico periódicamente. Es forma superlativa de atender a cómo reducir las posibilidades de motivar un cáncer de próstata o una hipertrofia benigna. El cáncer de próstata, según datos del Observatorio del Cáncer de la AECC, es la segunda condición oncológica más repetida en varones. Verbigracia: obligado instruir a mozalbetes y adultos respecto a lo relativo a ella. 

Qué es la próstata y cómo cuidar esta glándula 

Una definición de próstata: «glándula propia del aparato reproductor masculino». Ubicada bajo la vejiga y frente al recto, rodea la uretra y secreta una acuosidad que forma parte del semen. Más allá de la definición, si demandas cómo cuidar la próstata, anota:

Hidrátate

Trascendental para profundizar en cómo prevenir problemas de próstata. Refréscate abundantemente (los expertos sitúan la hidratación ideal en el litro y medio los dos litros de líquido elemento diario). Mejorarás las rutinas miccionales y el adisetramiento vesical. Eso sí, cuando se padecen enfermedades de próstata, no es oportuno beber alocadamente antes de viajes largos o de dormitar.

Di no a grasas saturadas y azúcares

Carnes rojas o azúcar son malos aliados en caso de buscar evitar contratiempos cardiovasculares. Por extensión, se trata de una pésima estrategia para preservar la salud prostática. Evita comidas picantes o ácidas. Una mala alimentación que dimane en problemas cardiovasculares puede perjudicar tu sexualidad.

Aléjate de la astricción

La inflamación de próstata causa muchas veces obstrucción intestinal y conflictos para evacuar. Por ello, aliméntate con mucha fibra dietética. Las simientes de linaza o la planta hortense comúnmente conocida como espinaca son geniales para que el tránsito intestinal se mantenga balanceado.

Controla tu peso

Para no tener que escudriñar cómo curar un tamaño anómalo de la próstata o cualquier otro incidente relacionado con ella, conserva un peso arquetipo (sobre todo en torno a la cintura).

Fuera alcohol

El alcohol, u otras drogas como el tabaco, irritan la próstata y pueden potenciar el dolor y otros síntomas experimentados en la hiperplasia benigna de próstata. Además, tabaquismo y alcoholismo desencadenan indisposición en otras muchas localizaciones de la anatomía humana.

Alimentación saludable

Hortalizas, frutas, verduras… ¡Todo ello aporta vitaminas y minerales esenciales! Una dieta saludable y equilibrada contribuirá a que la próstata mantenga un tamaño apropiado. Esta también reduce significativamente el riesgo de aparición de contratiempos que aboquen a una operación.

Mantente activo

Para ello, proponte llevar a cabo ejercicios aeróbicos (nadar, andar, correr…) y anaeróbicos (pesas). ¡Pero también desarrollando una sexualidad sana para mantener una salud genitourinaria envidiable!

Función de la próstata: ¿Está relacionada con problemas de erección?

La función de la próstata es producir el líquido que nutre y mantiene vivos los espermatozoides. Respecto a los impedimentos de erección relacionados con la hipertrofia benigna, solo en España se sospecha que, si tienes una inflamación de este estilo en la próstata, sufres de tres veces más oportunidades de desarrollar disfunción eréctil.

Respecto al tratamiento y la recuperación con pastillas y otros fármacos, entre un 7 y un 10 % pueden sufrir problemas de erección durante el primer año de tratamiento. La recuperación se entrevé tras el segundo año, donde tan solo un 2 % persisten sufriendo. A medida que va pasando el tiempo, la incidencia se suaviza. Medicación como Cialis puede echar un capote al hombre para contender tan nefando trance.

Próstata inflamada: síntomas, prueba y cómo curar

Antes de asustarse por una posible operación o potencial radioterapia, habrá que ver si se tiene cáncer. Muchas veces solo se trata de próstata inflamada. Para descartar el temido tumor y centrarse en cómo curar los problemas de próstata livianos, hay que fijarse en los síntomas, ya sean en jóvenes o adultos:

  • Dificultad para orinar.
  • Afanes irrefrenables de miccionar 24/7.
  • Orina inconsistente con chorro enclenque.
  • Dolor al eyacular, así como ardor al mear.
  • Sangre en semen u orín.
  • Pesares en espalda, caderas y pelvis (¿cómo reducir? Con algún antinflamatorio de venta libre; por definición: Ibuprofeno).

Acude a tu médico ante cualquier síntoma, ya que una inflamación descontrolada puede producir efectos secundarios más temidos que los efectos secundarios que te puede acarrear el consumir los fármacos recogidos en la lista de medicamentos para tratar esta dolencia. Porque todo puede ir más allá de simples problemas al orinar y derivarse en adenoma o enfermedades peores.

Hiperplasia benigna de próstata, tamaño no normal

La hiperplasia o hipertrofia de próstata es un aumento de esta. La primera hace referencia al aumento de sus fibras, mientras que la segunda se produce por la generación de nuevas fibras musculares. En cuanto al adenoma, se trata de un aumento del volumen del centro de esta glándula. La mayoría de problemas urinarios en hombres son por adenoma. No se trata de un tumor.

El masaje prostático puede estimular la glándula para drenarla y sirve para apuntalar tratamientos varios, como la medicación con pastillas. Para estas enfermedades, la finasteride o finasterida puede ser una gran forma de aprender cómo cuidar la glándula. Sí, se encuentra en la lista de medicamentos (consúltalo en Wikipedia) ideales para combatir las ganas y dificultad de miccionar (pese a ser un compuesto destinado a cómo prevenir o tratar la calvicie).

Cáncer de próstata, que no neoplasia maligna

La prueba PSA, así como la biopsia o la ecografía, dan resultados elementales para revelar cáncer de próstata. La neoplasia maligna, por otro lado, es común en pacientes con esta dolencia. Para tratar estos cuadros oncológicos, debes ponerte en manos de un médico de confianza y evitar tratamientos alternativos. Entre las causas más frecuentes del desarrollo anormal de células en la zona, están la edad, la raza, los antecedentes familiares y la obesidad. ¡Vigílalos!



Utilizamos cookies para mejorar su experiencia de usuario/a. Al continuar su visita a este sitio, acepta el uso de cookies.

Entendido